Los alimentos se componen de nutrientes que desempeñan funciones fisiológicas y terapéuticas en el organismo. La alimentación es una medicina milagrosa, ya que los alimentos son medicinas naturales. Los nutrientes son los elementos de esta terapia, ya que desempeñan acciones fisiológicas y terapéuticas necesarias para curar enfermedades. Así por ejemplo, el fósforo, sal mineral contenida en alimentos como quesos, yogures, sardinas, mariscos, chocolate, huevos y carnes vacunas, potencia la memoria y las capacidades intelectuales.

Se conocen varias clasificaciones de alimentos según distintos criterios:

Según su origen

  • Animal: carne, pescado, huevos y leche.
  • Vegetal: frutas, verduras y cereales.
  • Mineral: agua y sal.

Según su función nutritiva

  • Energéticos, que proveen energía para realizar diferentes actividades físicas (caminar, correr, hacer deportes). Tienen función vigorizante los alimentos glúcidos y lípidos como pastas, arroz y productos de panificación (pan, galletas, etc.), dulces, miel, aceites, frutos secos.
  • Constructores, también denominados plásticos, que nos aportan nutrientes que originan y regeneran los tejidos del cuerpo: forman la piel, los músculos y otros tejidos que favorecen la cicatrización de las heridas. Son alimentos ricos en proteínas como la leche y sus derivados, carnes rojas y blancas, huevos y legumbres.
  • Reguladores o protectores, que suministran los nutrientes necesarios para que el cuerpo funcione correctamente y regulan el metabolismo de nuestras células. Son alimentos ricos en vitaminas y sales minerales: frutas, verduras, hortalizas y agua.

Según su función terapéutica

Antioxidantes

Son alimentos antioxidantes todos aquellos cuya función es neutralizar la acción de los radicales libres sobre nuestro organismo.

Los radicales libres se producen como resultado de la oxidación celular. Cuando el número de radicales libres aumenta y se inestabiliza, se producen resultados negativos, debido a que estos modifican el ADN de las células, impidiendo su renovación celular y alterando su normal funcionamiento. Las células del cuerpo degeneran y se desgastan, dando lugar a enfermedades crónicas degenerativas como las cardiopatías, aterosclerosis vasculares, cánceres, artrosis y enfermedades neurodegenerativas. También se acelera el envejecimiento celular y orgánico.

¿Cómo podemos evitar la aparición de los radicales libres?

  • Evitando la exposición a factores externos que aumenten el número de radicales libres como contaminantes ambientales: humo de los coches, de las fábricas y del tabaco y contaminación atmosférica.
  • Evitar la ingestión de tóxicos: droga, tabaco y alcohol.
  • Evitar la acción de productos químicos: detergentes, insecticidas y herbicidas.
  • Combatiendo el estrés: un estado de excesiva tensión nerviosa reduce nuestras defensas y la acción de las enzimas que pueden neutralizar la acción de los radicales libres.
  • Evitar consumir alimentos ricos en grasas saturadas: carne de cerdo, carne de cordero, chorizo, salchichón, morcillas, etc. Debemos sustituir el consumo de las carnes grasas por carnes magras de pollo, pavo y conejo, que son ricas en antioxidantes.
  • Aumentando el consumo de alimentos ricos en antioxidantes: Los beneficios consecutivos de este consumo son grandes y numerosos: retrasamos el proceso de envejecimiento corporal y prevenimos el cáncer, las cardiopatías coronarias, la hipertensión arterial y la aparición de enfermedades neurodegenerativas como Alzheimer o Parkinson.
Libro Estilo de Vida Saludable
Infografía Los alimentos antioxidantes

Lista de los alimentos antioxidantes:

  • Ajos: contienen aliina, antioxidante hipotensor y cardioprotector.
  • Zanahorias, calabaza, tomates, espinacas, berros y borrajas, verduras ricas en betacarotenos, pigmento vegetal antioxidante que una vez ingerido se transforma en el hígado e intestino delgado en caroteno o vitamina A. Previenen el cáncer de pulmón, estómago y boca. Evitan la aparición de cardiopatías coronarias y accidentes cerebrovasculares (ictus).
  • Tomates: contienen licopeno, pigmento antioxidante que le da la coloración roja al tomate. Es buen alimento anticanceroso, evita la aparición de cáncer de pulmón, estómago, mama, cuello del útero, próstata y vejiga.
  • Pimientos y ajíes: contienen capsaicina, sustancia responsable de la destrucción de células cancerosas.
  • Pimientos rojos, kiwi, naranja, mandarinas, limones, pomelo, fresa, moras, frambuesa, arándanos, todos ellos abundantes en vitamina C, antioxidante con propiedades antitumorales.
  • Cebolla, formada por compuestos azufrados con propiedades anticancerígenas.
  • Brócoli, coles, ajo, patata, espinacas y maíz, ricas en glutatión, sustancia que elimina los radicales libres, responsables del cáncer, lo cual impide su aparición. También reduce la tensión arterial, aumenta la diuresis y elimina las toxinas del cuerpo.
  • Ajo, cebolla, manzana, pera, coles y espinacas, exuberantes en quercitina, antioxidante que evita las demencias, la formación de trombos arteriales y aumenta la actividad antioxidante de la vitamina C.
  • Soja y frutas cítricas, abundantes en ginesteína.
  • Té verde y té rojo, ricos en catequinas y en sales minerales antioxidantes como el azufre, selenio y zinc. Previenen las demencias.
  • Legumbres como lentejas y alubias, los fríjoles y las alubias pintas son los más potentes antioxidantes, contienen isoflavonas que previenen las enfermedades cardiovasculares.
  • Carnes magras (pollo, pavo, conejo y ternera blanca) y pescado, alimentos que contienen la coenzima Q que ayuda a mejorar la actividad celular.
  • Aceite de oliva, maíz, girasol y soja, la verdolaga, los espárragos, la lechuga y las nueces ricas en vitamina E, evitan que los radicales libres oxiden los ácidos grasos de las membranas celulares. Una falta de vitamina E da lugar a degeneraciones de los músculos, corazón y cerebro.
  • Vino tinto y uvas negras, contienen resveratrol, con propiedades anticancerosas y protectoras de las demencias.

Depurativos y Desintoxicantes

La desintoxicación de nuestro cuerpo es la eliminación de sustancias nocivas o toxinas, acompañada de la ingesta de alimentos con propiedades depurativas que faciliten la eliminación de líquidos. Esta dieta desintoxica e incrementa las defensas, ayudando a mejorar la salud.

Se debe realizar la dieta depurativa en las siguientes situaciones:

  • Al detectar fatiga permanente, debilidad o falta de energía.
  • En casos de enrojecimiento de la esclerótica.
  • Casos de alimentación desordenada.
  • Al afrontar patologías agudas: gripes, catarros, infecciones, alergias e indigestiones.
  • En la lucha contra enfermedades crónicas: diabetes, cáncer, hipertensión, fibromialgia y muchas otras.
  • En situaciones de estrés o en conflictos emocionales.
Libro Estilo de Vida Saludable
Infografía Los alimentos depurativos y desintoxicantes

Son alimentos depurativos:

  • Las frutas, poseen un alto contenido de agua que ayuda a eliminar y depurar el cuerpo de toxinas, también tienen un alto contenido en antioxidantes, nutrientes esenciales, sales minerales, fibra y vitaminas.
  • Cítricos, que ayudan a nuestro cuerpo neutralizando el efecto negativo de las toxinas, estimulan los procesos enzimáticos del aparato digestivo y limpian el hígado.
  • Ajo, que estimula el hígado en producción de enzimas desintoxicantes que ayudan a limpiar los residuos tóxicos de nuestro cuerpo. Elimina sustancias nocivas como toxinas, expectoraciones y los viejos residuos orgánicos. Sus enzimas favorecen la síntesis de ácidos grasos que reducen el colesterol LDL o malo.
  • Alimentos verdes como las espinacas, acelgas, col rizada, espiralita, alfalfa, rúcula y canónigos. La clorofila es un excelente depurativo y desintoxicante necesario para desintoxicar el hígado, páncreas, colon y riñones.
  • Repollo, que colabora con las enzimas hepáticas, favorece la desintoxicación y posee fibra y compuestos sulfurados protectores del organismo.
  • Alcachofa, que incrementa la producción de bilis, favorece la digestión de las grasas y depura al organismo.
  • Remolacha, con antioxidantes que estimulan la digestión y el funcionamiento del organismo.
  • Brócoli y sus brotes, una planta con una de las concentraciones más altas de antioxidantes. Los brotes de brócoli estimulan las enzimas de desintoxicación del aparato digestivo.
  • Consumir vegetales al natural: ensaladas de verduras crudas como cebolla, zanahorias, alcachofas, espárragos, brócoli, col rizada, coles de bruselas, coliflor, ajo, remolacha, cúrcuma y orégano, que nos ayudan a eliminar las toxinas del hígado durante el proceso de limpieza y depuración. Estas verduras son ricas en azufre y glutatión, que ayudan al hígado a ser más eficaz en sus tareas.
  • verde, que estimula las toxinas por sus propiedades digestivas y estimulantes y contiene antioxidantes denominados catequinas.
  • Judías mung, que son un poderoso remedio natural utilizado por la medicina china y poseen un abundante contenido de vitaminas, minerales, enzimas, proteínas y clorofila en proporciones equilibradas y su escasez en hidratos de carbono las sitúan entre los alimentos más completos y de más fácil digestión.
  • Debemos incorporar semillas y frutos secos de fácil digestión a nuestra alimentación como semillas de lino, chía, girasol, calabaza, almendras y nueces.
  • Aceites ricos en omega 3, como aceites de cáñamo, lino, semillas, aguacate o aceite de oliva, que favorecen enormemente el equilibrio del organismo. Son ácidos grasos beneficiosos que permiten que las toxinas sean eliminadas y absorbidas.
  • Cereales integrales, que gracias a su riqueza en fibras ayudan al cuerpo a eliminar sus toxinas.

Alimentos Alcalinos y Acidificantes

La condición alcalinizante o acidificante de un alimento se debe a su contenido en sales minerales que alteran el PH del cuerpo. El cuerpo tiene un PH neutro de 7,45. El organismo contiene varias sales minerales que aumentan el PH del cuerpo y lo alcalinizan, entre las cuales se encuentran el calcio, el sodio, el potasio, el zinc, el manganeso y el magnesio. Otras sales minerales, las acidificantes, disminuyen el PH del cuerpo, como el fósforo, el azufre, el hierro, el yodo y el cloro, sus fuentes son las proteínas animales y vegetales y algunas grasas. El cuerpo tiene una reserva de minerales versificantes en los huesos.

Una dieta acidificante desequilibrada provoca acidosis metabólica, lo cual colabora en el envejecimiento prematuro, y el cuerpo debe retirar sales minerales de los huesos, lo cual provoca una pérdida de masa ósea. Para contrarrestar este problema debemos ingerir alimentos alcalinos.

PH DEL CUERPO Y SUS ALIMENTOS
Alcalinos 10 Agua
9 Aceite de oliva, espinacas, apio, brócoli, lechuga
8 Manzanas, almendras, zanahorias, tomates, col
Neutros 7 Agua de grifo, agua mineral
Ácidos 6 Zumo de frutas, huevos, pescado, té, cereales
5 Granos cocidos, pollo, azúcar, cerveza
4 Ternera, mariscos, café, pan
3 Pasteles, pasta, queso

Bibliografía

Enciclopedia de los alimentos y su poder curativo. Dr. Pamplona Roger

Los alimentos más depurativos y su poder desintoxicante

10 alimentos para desintoxicar el organismo. Vitónica 

Botanical on line.com

10 alimentos antioxidantes para lucir joven y saludable. Imujer con salud

Lista de alimentos ricos en antioxidantes. Blog de salud y belleza natural

Niveles de pH y el cáncer, los alimentos alcalinos y ácidos. El nuevo despertar

Tabla de alimentos alcalinos y ácidos. La tierra que pisamos. Tabla de alimentos alcalinizantes


Si te ha gustado esta entrada, suscríbete al blog y recibe la próxima en tu email!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.